$type=grid$count=4$tbg=rainbow$meta=0$snip=0$rm=0

«En lugar de actuar ante la ruina, vamos a apostar por la conservación preventiva»

SHARE:

Confiesa que sólo ha incorporado a su despacho «un par de plantas», pero Javier Ortega Álvarez (Valdepeñas, Ciudad Real, 1970) parece sentir...

Confiesa que sólo ha incorporado a su despacho «un par de plantas», pero Javier Ortega Álvarez (Valdepeñas, Ciudad Real, 1970) parece sentirse cómodo al frente de la que es su nueva «casa», la Consejería de Cultura y Turismo, y eso que admite que aún le queda mucho por aprender en la «práctica política». No obstante, pondrá todo su empeño en alcanzar un pacto con el resto de formaciones porque entiende que la cultura debe estar en el centro de la agenda de este gobierno de coalición. Entre los otros muchos objetivos de este gestor elegido por el ahora vicepresidente de la Junta, Francisco Igea (Cs), que nadie del medio rural pueda decir que no tiene acceso a experiencias culturales y convertir realmente a Castilla y León en primer destino de aprendizaje del español en España. —Su nombramiento como consejero supuso dejar la Fundación Miguel Delibes a las puertas de la celebración del centenario. ¿Le costó? —La verdad es que fue muy doloroso, porque llevaba años dejándome allí todo el esfuerzo, y ya tenía una relación muy estrecha con la familia Delibes de Castro, pero bueno, es algo a lo que no puedes decir que no. —¿Ha estado cómodo estos primeros meses en el papel de político y gestor? —Como gestor no me encuentro muy mal, sobre todo porque tengo un gran equipo en el que me apoyo. Como político pues... La verdad es que venía con una serie de habilidades de gestión, quizá también de comunicación, pero sí que es cierto que la práctica política, al no venir yo de este mundo, es algo que poco a poco voy aprendiendo. —Esta semana mismo se encontraba en medio de un cruce de declaraciones (e insultos) entre el vicepresidente de la Junta y el alcalde Valladolid a cuenta de una reunión en su sede. —Es una pena… Creo que es un error. La reunión estaba fijada desde hacía tiempo con el conocimiento pleno de formato y asistentes. La presencia del vicepresidente si algo refleja es la importancia que le queremos otorgar a la Cultura desde esta Consejería… A mí mañana me convocan a una reunión el ministro Guirao y resulta que también se suma el presidente del Gobierno… Lo tomaría como una alta consideración en este caso hacia nuestra Comunidad. Al final los perjudicados de todo esto son los ciudadanos. Desde la Consejería nuestra mano va a estar siempre tendida a todas las instituciones de la Comunidad, buscando única y exclusivamente el interés de los castellano y leoneses. —Precisamente ha tendido la mano a la oposición para alcanzar un pacto de apoyo a los profesionales de la cultura. ¿Lo ve posible estando ésta tan beligerante en la actualidad? —Sí, creo que no va a haber ningún problema. Todas las fuerzas políticas, independientemente de la ideología o del partido, creo que tenemos algo en común, y es que nos preocupa la cultura y entendemos que tiene que estar situada en el centro de la agenda. —¿Tan necesario sería? —Sí. Generalmente cuando hay algún tipo de recorte de lo primero que se acuerdan es de la cultura. Siempre pasa igual, sin embargo creo que hay necesidades vitales relacionadas con la cultura, la lectura, el cine, el teatro, el disfrute de la experiencia artística... Y creo que tenemos que concienciarnos de que la cultura nos atañe a todo. Si somos algo, somos cultura, no somos otra cosa. «A mí mañana me convocan a una reunión con el ministro Guirao y se suma el presidente y lo tomaría como una alta consideración» —Parece que a la oposición le sonó bien la música de su comparecencia de legislatura, pero criticó la falta de concreción presupuestaria. —La cuestión es que no tenemos techo de gasto, vamos a nuevas elecciones generales, aquí estamos con unos presupuestos prorrogados y en el estado lo serían por tercera vez. En este escenario es complicado marcar cifras, también por respeto a los ciudadanos, sobre todo para no crear falsas expectativas. Ellos están esperando la letra, pero nosotros queremos una letra casi caligráfica y marcar muy bien las prioridades. Yo creo que cuando los presentemos se sentirán a gusto. —El presidente se ha marcado como política transversal la lucha contra la despoblación. Su departamento se propone prestar servicios de calidad en el medio rural. ¿A qué se refiere? —De mi anterior experiencia en la Fundación Miguel Delibes, un problema que veíamos al intentar llevar actividades a los pueblos es que no contaban con los medios técnicos, ni con el espacio, ni con un mobiliario adecuado, y eso supone un problema. Pues vamos a intentar proporcionárselos. Vamos a intentar crear circuitos de exposiciones. Desde la Consejería queremos aplicar el concepto de economía circular a la cultura. Estamos presentes en distintas fundaciones, patronatos, instituciones... y sabemos que ellas organizan muestras, charlas... Sabemos que hay un programa –A la carta–, donde se mueven exposiciones, pues vamos a ampliar este servicio en el ámbito de las coproducciones. Luego también otra cuestión es el cine. Tenemos una filmoteca, pues vamos a crear un servicio en el que de alguna forma podamos utilizar sus películas para programar ciclos en los pueblos, pero no sólo en el verano, queremos que tengan una programación durante todo el año. Que alguien que viva en el medio rural no pueda decir que no puede disfrutar de ninguna experiencia cultural. —Respecto al cuidado y conservación del patrimonio, ¿seguirá habiendo ayudas como hasta ahora o cree que esa política debe cambiar? —Una de las apuestas de la legislatura respecto al patrimonio es la de los nuevos usos. Tenemos que cambiar el modelo de gestión que tenemos del patrimonio. En lugar de actuar ante la ruina, vamos a apostar más por la conservación preventiva. Sabemos que los medios digitales nos pueden proporcionar datos objetivos sobre el estado de conservación de un retablo, una iglesia, un palacio, un castillo, una torre... Vamos a aplicar las nuevas tecnologías al uso inteligente del patrimonio. Luego, no podemos estar restaurando constantemente y que esos espacios estén cerrados. Tenemos que darles nuevos usos. Hay un programa bueno, que es el de «Patrimonio abierto», pues vamos a intentar que no solamente sea estacional, sino que funcione durante todo el año. Tenemos un vasto patrimonio, vamos a verlo como una oportunidad, no como una amenaza, y vamos a crear tejido empresarial en torno a ello. —Ese ambicioso plan de digitalización que anunció en las Cortes buscará, entonces, ese uso inteligente del patrimonio del que habla. —Tendrá dos fines. En primer lugar, la conservación. Al digitalizar una ermita, una torre o un palacio nos va a proporcionar una imagen exacta, y al tenerlo todo catalogado y descrito podremos reclamarlo y comunicarlo a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado para que actúen en caso de robo. Y en segundo lugar, la difusión. Sabemos que ahora hay exposiciones virtuales. Podemos utilizar la tecnología para hacer difusión, e incluso promoción. —Una de las próximas acciones que va a realizar la Consejería, en concreto la Dirección de Políticas Culturales, es un viaje junto a la Fundación Miguel Delibes a universidades de EE.UU. ¿Cuál es el objetivo? —En Estados Unidos, además de tener unas universidades muy potentes, resulta que tenemos unos embajadores de primera línea, que son profesores de Castilla y León que están impartiendo clases. Por un lado, ese viaje se enmarca en la faceta de internacionalización de la Fundación Miguel Delibes con ocasión de su centenario; y por otro, queremos hablar con los profesores y con las universidades, establecer conexiones para convertir a Castilla y León en primer destino de aprendizaje del español en España. «Estamos viendo cómo hacer realmente una gran exposición en torno a las Edades y creo que un gran escaparate sería el Año Jacobeo» —Al respecto, también habría que concienciar a provincias y universidades de acabar con las rivalidades. —En una de mis primeras intervenciones dije que era el momento de pensar en el conjunto y no en la unidad. Sabemos que hay nueve capitales de provincia cada una con su idiosincrasia e identidad, pero si algo tenemos en común es la lengua como patrimonio de todas. Luego, con los nuevos mercados que queremos establecer;no sólo Estados Unidos, sino China, el sudeste asiático, algunas exrepúblicas soviéticas... La oferta es importante, y cuanta más haya, mejor para todos. —Desestacionalizar la oferta turística se ha repetido como un mantra desde la Consejería en los últimos años. ¿Cómo se van a abordar esta próxima legislatura las campañas turísticas? —No venimos a inventar nada nuevo, pero sí que es cierto que tenemos unos periodos punta y otros valle, y tenemos que ser capaces de desestacionalizar. Tenemos, por ejemplo, un elemento como es el Duero, que atraviesa cinco provincias y que compartimos con Portugal. Tenemos el aeropuerto de Oporto al que llegan a 12 millones de visitantes extranjeros. Tenemos que tener la habilidad, inteligencia, ganas e ilusión suficiente para que esos turistas vengan a la comunidad. Luego sabemos que hay un turismo de mayores que tiene un cierto poder adquisitivo y que además utiliza el tren, tenemos que ser capaces de atraerlo. Respecto al turismo rural, en el que hoy en día somos líderes, no basta con conformarnos porque la competencia es feroz. Hay que hacer realmente un plan de promoción del turismo rural internacional y a escala nacional, que yo creo que hasta ahora no se ha hecho y nos podría posicionar mejor. Hay que crear el Castilla y León Convention Bureu para atraer un turismo de congresos. Creo que tenemos una serie de herramientas y entre todas ellas hay que formar un puzzle para dirigirlo a ese fin de la desestacionalización. —Una de las señas de identidad en el programa expositivo de la Consejería, en colaboración con los obispados, han sido las exposiciones de Las Edades del Hombre. ¿Se van a mantener? —Es una marca consolidada. Ha sido un producto cultural muy bueno, de mucho prestigio, pero queremos ver qué aspectos podemos mejorar. Tenemos que ser capaces de crear nuevos públicos. Podemos llevarla a comunidades vecinas, a Portugal. Ahora estamos en ese tipo de conversaciones. —¿Podría ser Sahagún la próxima sede de Las Edades, tal y como requerían desde el Obispado de León? —Estamos viendo cómo hacer realmente una gran exposición de la que todos saquemos pecho. En 2021 tenemos el Año Jacobeo, el centenario de la Catedral de Burgos, Sahagún es Camino de Santiago... Creo que puede ser un grandísimo escaparate. —Se ha comprometido a revisar la política de colaboración con los festivales culturales. ¿En qué sentido? —Hemos visto que hay diferentes festivales que pueden crear agravio comparativo. Queremos transparencia y unos criterios y bases reguladoras que sean iguales para todos. Igual que en los patrocinios hay oro, plata y bronce, vamos a poner algo así con una serie de requisitos de calidad, sostenibilidad y atención al medio rural. Así, si cumplo con uno u otro requisito puedo subir de nivel de ayudas. Lo que tenemos que hacer es que todos puedan optar en las mismas condiciones a cualquier tipo de ayuda. —Asimismo, durante la comparecencia mencionó la transformación de la Fundación Siglo. ¿Cómo? —La Fundación Siglo es un ente instrumental de la Consejería como hay infinidad de ellos en otras administraciones. Sabemos que tiene mala imagen, pero los empleados trabajan muchísimo y muy bien. ¿Qué tenemos que hacer? Alinear la actividad de la fundación con los valores, objetivos y visión de la Consejería. «Esperamos que el Festival de Literatura arranque en 2021, posiblemente en Urueña» —Uno de los anuncios que ha realizado ha sido la puesta en marcha de un Festival bienal de Literatura. ¿Dónde se celebraría? —Tenemos una Villa del Libro única en España. Cuando uno visita las distintas villas del libro del mundo (Italia, Francia, EE.UU....) ve su enorme actividad, y en todas ellas prácticamente existe un festival internacional de la lengua. No podemos tener ese recurso y no utilizarlo. Tener un punto donde conjugar la nueva creación con los referentes que hemos tenido en Castilla y León. Debemos verlo como una ventana al mundo.Ha sido una idea muy bien recibida y esperamos ponerla en práctica en 2021. El año que viene es el Congreso de la Lengua en Salamanca y la idea es ir alternándolo. —¿Y sería Urueña su sede? —Es una opción. Hacerlo seguramente el primer año en Urueña y luego valorar la posibilidad de que itinere por todas las provincias. Puede ser un elemento vertebrador de esta comunidad tan rica.
by via España

COMMENTS

Nombre

noticias de españa,33791,
ltr
item
noticias de españa: «En lugar de actuar ante la ruina, vamos a apostar por la conservación preventiva»
«En lugar de actuar ante la ruina, vamos a apostar por la conservación preventiva»
https://static2.abc.es/media/espana/2019/10/05/ImagenQuay(142577102)-kYDI--620x349@abc.jpg
noticias de españa
http://noticias4espana.blogspot.com/2019/10/en-lugar-de-actuar-ante-la-ruina-vamos.html
http://noticias4espana.blogspot.com/
http://noticias4espana.blogspot.com/
http://noticias4espana.blogspot.com/2019/10/en-lugar-de-actuar-ante-la-ruina-vamos.html
true
9018620442202377012
UTF-8
Loaded All Posts Not found any posts VIEW ALL Readmore Reply Cancel reply Delete By Home PAGES POSTS View All RECOMMENDED FOR YOU LABEL ARCHIVE SEARCH ALL POSTS Not found any post match with your request Back Home Sunday Monday Tuesday Wednesday Thursday Friday Saturday Sun Mon Tue Wed Thu Fri Sat January February March April May June July August September October November December Jan Feb Mar Apr May Jun Jul Aug Sep Oct Nov Dec just now 1 minute ago $$1$$ minutes ago 1 hour ago $$1$$ hours ago Yesterday $$1$$ days ago $$1$$ weeks ago more than 5 weeks ago Followers Follow THIS PREMIUM CONTENT IS LOCKED STEP 1: Share. STEP 2: Click the link you shared to unlock Copy All Code Select All Code All codes were copied to your clipboard Can not copy the codes / texts, please press [CTRL]+[C] (or CMD+C with Mac) to copy